Indignación y preocupación, en toda la comarca de Cuencas Mineras, por el silencio y olvido de la Administración central ante el cierre de la oficina de la Seguridad Social en Montalbán

Se plantean nuevas medidas de presión ciudadana para protestar por la falta de interés y de información de la Delegación de Gobierno

Hechos como el del cierre de la oficina de atención del Instituto de la Seguridad Social que presta servicio en Montalbán (del que informamos hace un mes) ponen de manifiesto una vez más el desinterés y abandono del mundo rural por parte de las administraciones que tendrían que velar precisamente por su desarrollo y prosperidad. A pesar de que se proclama que su cierre es momentáneo a causa de la jubilación de la única funcionaria y de la falta de personal, lo cierto es que en estos territorios estamos ya cansados tanto de ese tipo de argumentos como de las falsas promesas y somos beligerantes por lo que tememos sea un cierre definitivo a través de que languidezca en el tiempo ese «cierre temporal» hasta hacerlo definitivo. Duele observar el silencio y el olvido de parte de la Delegación de Gobierno en Aragón que ni se ha dignado en informar ni concretar una reunión solicitada para tratar el tema. Teniendo claro el servicio que presta esa oficina a la treintena de municipios de las Cuencas Mineras y de otras localidades y el perjuicio que ocasionaría su cierre, NO ESTAMOS DISPUESTOS A REBLAR en la petición de reasignamiento de personal y su reapertura. A las protestas locales, colocación de pancartas, recogida de firmas y entrega de las 3.000 firmas que se recogieron, se está estudiando la convocatoria de una concentración o manifestación comarcal (guardando las medidas de seguridad anti-Covid) para el próximo mes de agosto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *